De Cabeza, Los Corruptos, Los Encargados

Rafael Roa © 2013

Rafael Roa © 2013

El olor de la corrupción ya es insoportable. El último escándalo, los sobres de dinero negro en la cúpula del PP. Hace dos días el ático de Ignacio Gonzalez. Mientras tanto Cospedal pide a la Guardia Civil que identifique a las personas que acudan a los servicios de urgencias de los ambulatorios cerrados por las noches. La información viene de la web de la propia Guardia Civil. Las injusticias sobre la ciudadanía se producen a la misma velocidad que los casos de corrupción salen a la luz.
Pero no pasa nada, ninguno de estos acabará en la cárcel. Los ciudadanos quedamos reducidos a la categoría de lacayos. Excepto el derecho de pernada pueden abusar de todo lo demás. No hay ni ética ni moral política y nos escupen a la  cara con la insolencia de sus actos delictivos. Los maderos son la única protección que les queda. La corrupción, las injusticias sólo producen el asco el la población y el rechazo a aceptar esta política de saqueo, robos y hechos consumados.
Santiago Sierra con la colaboración de Jorge Galindo han presentado el proyecto “Los Encargados”. Una acción grabada el pasado 15 de Agosto y presentada ayer en galería Helga de Alvear. El vídeo presenta un cortejo fúnebre de siete coches negros con los retratos del rey y todos los presidentes de nuestra corrupta democracia.
Encargados de la gestión del país para el beneficio del capital internacional. Mamporreros dedicados a hacer verosímil un sistema podrido disfrazado de procedimientos democráticos.
Es un video brillante, con una estética muy sencilla muestra el desfile de los traidores por las calles de Madrid. Los rostros se asemejan a los carteles de cine que decoraban las numerosas salas de cine de la Gran Vía.
También tienen esa estética estalinista del poderoso líder que extermina y humilla a su pueblo. Es arte con un contenido crítico que acompaña a las manifestaciones de descontento de cualquier tipo que se producen cada día en nuestro país.
Santiago Sierra explica el por qué de esta obra muy claramente:
Jorge y yo odiamos a la basura que ha llevado a mi país de ser un protectorado a ser una colonia, es un acto claro de desafecto al régimen fascista encabezado por el militar franquista que caza elefantes. Nosotros no somos una organización, solo somos antifascistas.
No hace falta ni definirse para posicionarse en contra de esta colección de actos indecentes y corruptos, cualquier persona bien nacida vomita ante este panorama.
Los artistas como Sierra se posicionan, él siempre lo ha hecho, incluso mucho antes de rechazar el Premio Nacional de Artes Plásticas.
Oponerse a todo este estado de cosas con todo los medios que podemos disponer a nuestro alcance, desde el punto de vista colectivo e individual, y aprovechar que el asco que nos producen sus mentiras, y sus miradas falsas nos sirvan para intentar combatir tanta injusticia.

Los Encargados, Santiago Sierra y Jorge Galindo ©Galería Helga de Alvear

Los Encargados,
Santiago Sierra y Jorge Galindo ©
Galería Helga de Alvear

Comentarios

Deja un comentario