Brassai, La Noche, Mis Recuerdos

Gyula Halász Brassai ©

Siempre me han gustado las fotografías nocturnas, sobre todo aquellas que tienen coches y
me sugieren huidas sin rumbo por la carretera más próxima, en noches de luna llena mejor.
Recuerdo la noche que nació Pablo mi primer hijo, faltaban dos días para la luna llena de
aquel caluroso mes de Julio, yo estaba en la habitación del hospital mirando por la ventana.
De repente, un descapotable rojo tipo años 50, posiblemente un Cadillac de colección, llegó
por la avenida y dobló lentamente a la derecha para entrar en la calle que estaba justo enfrente.
Un hombre joven al volante hablaba animosamente con una mujer bellísima, rubia vestida con
un strapless negro, apoyaba su brazo sobre el hombro de su acompañante mientras no apartaba
sus ojos de él.
Ella resaltaba sobre el cuero blanco de los asientos con sus piernas cruzadas, sin zapatos y
sonriendo ampliamente mientas le miraba. La escena duró escasamente ocho segundos pero lo
recuerdo con todo lujo de detalles 25 años después. Son esas escenas cotidianas que se quedan
grabadas a fuego por alguna extraña razón que nunca llegamos a averiguar.
Para mi esos instantes representan la poética de la noche y si van acompañadas del silencio
mucho mejor, creo que no dejaría ni que mi idolatrado Chet Baker lo rompiera.
Por eso me gustan Brassai, Weegee, Crewdson, Hopper, Frank o los desgarrados poemas de
Bukowski, porque me gusta el misterio de la noche igual que me seduce el silencio profundo del amanecer, que me permite perderme por la ciudad, oyendo sólo mis pisadas.
La fotografía también expresa eso, poesía, intimidad, huida o refugios, esos paraísos inexistentes
con los que soñamos y anhelamos tener… Muchas veces nuestros sueños son tan fuertes que
parece que hemos llegado a ese lugar idílico, donde encontrar momentos mágicos por la noche y
amaneceres silenciosos para comenzar el nuevo día.
Moholy-Nagy expresaba la opinión de que aquellos que no conociesen el lenguaje fotográfico
serian los analfabetos del futuro. La fotografía expresa visualmente todas las emociones del ser
humano, además de registrar sus recuerdos con imágenes evocadoras de momentos felices.

Robert Frank ©

Deja un comentario