Yang Zhichao ©
Esta obra se expuso en la exposición del IVAM, 55 Días en Valencia

55 Días En Valencia ha sido probablemente una de las exposiciones más completas de arte chino contemporáneo realizada en 2008 por el IVAM en colaboración con Iberia Center For Contemporary Art, institución presidida por Gao Ping, ahora imputado en una trama de blanqueo de capitales.
Las informaciones sobre esta trama se suceden en los medios de comunicación, y explican la relación comercial que han mantenido los responsables del museo con Gao Ping. Son los jueces quienes deben aclarar la situación, porque las noticias y los rumores que se publican en prensa y en las redes sociales dan a entender que algo no está claro.
Relacionarte con un delincuente no te convierte en delincuente, esto sucede solamente si te haces cómplice de los negocios ilegales que te propongan.
Y esto se debería aclarar pronto, en primer lugar por las sospechas que se ciernen sobre los implicados y que afectan a su honorabilidad, pero sobre todo por la transparencia de una institución pública como es IVAM.
Dicho esto, hay otra parte del asunto y es como nos posicionamos ante estos hechos. Hay gentes quizás acostumbradas a hacer negocios de forma irregular o turbia que este tipo de hechos les parecen bien, y su razonamiento simple es que todo cuesta dinero.
El todo vale, el tráfico de influencias, los sobornos y la corrupción generalizada, ha sido de uso diario en estos años del boom inmobilario en España. Todo estos comportamientos nos han conducido a la situación actual, el gran negocio basado en la especulación y la corrupción entre políticos, empresarios y banqueros han llevado al país no sólo a la ruina, si no a crear la cultura del “todo por la pasta”.
Teniendo en cuenta los casos de corrupción que han afectado al mundo de la cultura, y que están en la mente de todos, seria de agradecer que este caso se investigase en profundidad y se pudiera saber la verdad, pero teniendo en cuenta las actuales circunstancias no creo que eso sea posible.
El mundo del arte funciona como la sociedad en la cual vivimos, tiene los mismos defectos y virtudes que todo lo demás. Hay gentes que se aprovechan,  les ha ido bien beneficiarse como sea y cueste lo que cueste. Durante años hemos visto a gentes relacionarse con instituciones y esquilmar todo lo que podían. Escribían odas al poder, bendecían a artistas que no lo eran y viajaban en primera a costa de los presupuestos del Estado. Otros montaban saraos a los cuales se traían a invitados de todo el mundo, a gastos pagados y a costa del contribuyente, para ensalzarse y dar a conocer su pequeño reino de taifas. Cuando la mierda invade a una sociedad, ésta termina acostumbrándose a ella. Sobre el IVAM y las relaciones con Gao Ping, Consuelo Ciscar debería ser la más interesada en que todo esto se aclare cuanto antes.

Wang Gang © 2002

Tian Taiquan ©

Miao Xiaoxum ©

Share →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *