rafaelroa©2011
Hoy es la noche de San Juan, se hacen hogueras para quemar todo aquello que no sirve y
comenzar un nuevo ciclo limpio sin estorbos o trabas. Suele ser una noche de alegría, fiesta y
esperanza, si se celebra al lado del mar mucho mejor, la noche más corta del año, el solsticio
de verano es el 21 de Junio, pero por tradición esta fiesta la celebramos hoy.
El fuego lo purifica todo, todo lo echamos allí para olvidarlo, nuestras dudas, miserias, miedos,
todo aquello que nos atormenta.
Unas aguas negras y profundas también me sirven para lanzar allí todo aquello que quiero perder y
olvidar, todas las cargas o heridas incurables, dejar en su fondo todo aquello que no quiero que
salga a flote de nuevo.
Cada uno de nosotros cargamos con nuestro pathos, a veces es pesado y nos atormenta, y como 
escribe una amiga al final de cada email que envía “La mente es un magnifico siervo, o un amo
terrible”, esa gran verdad nos hace a veces subir y bajar de un gran tobogán de una forma salvaje
y nos produce un cambio brusco de sensaciones que nos ocasionan un gran desgaste, por eso
esta noche os deseo que lancéis al fuego todo aquello que es una carga pesada, y gocéis sin
limites hasta que el cansancio, o que los rayos del sol os indiquen que se acabo la fiesta del fuego
y comienza un nuevo ciclo.
rafaelroa© 2011 – still de vídeo
Share →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *